Historia de nuestro colegio

Desde 1986 el Colegio Arturo Rosenblueth ofrece sus servicios educativos en el nivel medio superior (preparatoria) en nuestra comunidad celayense obteniendo su primer generación de egresados en 1990. La aceptación por el modelo educativo y el alto nivel académico fortalecido con la formación humana permitió el crecimiento con su nueva oferta educativa en 1994 de la educación secundaria.

Nuestros jóvenes alumnos llevan el espíritu de formación que nos ha caracterizado, un espíritu que ha sabido renovarse constantemente, evolucionando de acuerdo a las demandas de nuestra sociedad; sociedad que exige una mayor capacidad en cada uno de los alumnos que formamos, todo en vista al siglo XXI.

En el año de 2003, después de un análisis de oportunidades y de estudiar en forma conjunta nuestro entorno, Rosenblueth decide dar un paso más en su crecimiento institucional basándose en un modelo educativo propio. Se inicia una nueva opción en preparatoria, ahora incorporados a la Secretaría de Educación de Guanajuato. Rosenblueth es una institución madura que asume su propio proceso de crecimiento en educación, es un momento en el que todos los años transcurridos nos dan la certeza de que en este nuevo caminar seguiremos avanzando firmemente en pro del crecimiento integral de cada uno de nuestros alumnos.

Inmersos en el devenir académico, en el año 2013, nuestra institución educativa se convierte en Colegio Universitario Arturo Rosenblueth, Incursionando también en la oferta del nivel superior por medio de los programas académicos: Licenciatura en Administración de Negocios, Licenciatura en Derecho, Licenciatura en Mercadotecnia y Licenciatura en Psicología.

Los programas académicos ofertados son en modalidad de Licenciaturas Ejecutivas con flexibilidad en los tiempos que se dedican dentro del aula. Pretendemos que al incluir al estudiante en el proceso educativo por medio del autodidactismo a través de la autoenseñanza y aprendizaje colaborativo vinculado al ramo laboral; al mismo tiempo que el docente disponga su proceso de enseñanza – aprendizaje a los aspectos substanciales y de fondo; lograremos entonces una educación más dinámica, profunda y productiva.

Por tal motivo nos sentimos orgullosos del crecimiento de nuestra institución que a la fecha mantiene el estandarte de la excelencia académica como su principal rector.